jueves, 22 de diciembre de 2011

Devaluación y vanguardia


Algo devaluado, por definición, es algo que ha tenido valor.

El método paranoico-crítico de Salvador Dalí es una joya intelectual, heredera de la pareidolia y pariente de la sinestesia (de la que es actual valedora Iguazel Elhombre).

No, no se vayan. ¿Alguna vez han visto una forma concreta en un baldosín o una nube? Esa sinestesia, pasada por el turmix de la mente de Dalí y las rocas de Cadaqués, ha marcado en cierto modo el siglo XX. ¿No es apasionante?

Estará devaluada, pero la ruptura con las convenciones estéticas es, creo yo, una de las más revolucionarias formas de avanzar.

La historia del arte, tan estancada, está pidiendo a gritos que bebamos, mastiquemos, esnifemos, en esas primeras décadas del siglo XX.

Para los que no gustan de pulsar enlaces:

Método paranoico-crítico

De Wikipedia, la enciclopedia libre

El método paranoico-crítico es una propuesta elaborada por el pintor surrealista Salvador Dalí. El aspecto que Dalí encontraba interesante en la paranoia era la habilidad que transmite ésta al cerebro para percibir enlaces entre objetos que racional o aparentemente no se hallan conectados. Dalí describía el método paranoico-crítico como un «método espontáneo de conocimiento irracional basado en la objetividad crítica y sistemática de las asociaciones e interpretaciones de fenómenos delirantes».
Este método era empleado en la creación de obras de arte, para lo cual el artista trataba de recrear a través de la obra aquellos procesos activos de la mente que suscitan imágenes de objetos que no existen en realidad, por ejemplo, al superponerse una imagen en primer plano con otra en un plano más alejado. Un ejemplo de esto en la obra final puede ser una imagen doble o múltiple cuya ambigüedad da lugar a diversas interpretaciones.

Pareidolia

De Wikipedia, la enciclopedia libre

La pareidolia es un fenómeno psicológico consistente en que un estímulo vago y aleatorio (habitualmente una imagen) es percibido erróneamente como una forma reconocible.

Sinestesia

De Wikipedia, la enciclopedia libre

La sinestesia es, en retórica, estilística y en neurología, la mezcla de varios sentidos. Un sinestésico puede, por ejemplo, oír colores, ver sonidos, y percibir sensaciones gustativas al tocar un objeto con una textura determinada.

jueves, 15 de diciembre de 2011

San Simón, Urdangarín, Escrivá, Sabina...

Algunas cosillas que han ido esparciéndose por ahí por mí últimamente:

- Posición San Simón

Lugar ignominioso, excusa para foto (made in Ballestín) evocativa.

- Urdangarín, etc.

Mi impresión es que Urdangarín hacía lo normal en su caso. Y su caso es pertenecer a la aristocracia, ese estamento que nuestros vecinos sustituyeron por la burguesía hace más de 200 años. Y lo que hace la aristocracia es robar y explotar, claro. No creo que Urdangarín sea peor que el rey o los de Alba. Lo mismo con los ladrones del Partido Popular. Francisco Camps y sus secuaces ven como algo lógico que los representantes de las empresas que reciben dinero público les hagan el papel de mayordomos. Vida de lujos pagada por la plebe.

- Preparados los martillos

Noticia de Heraldo. Pie de foto: "San Josemaría Escrivá de Balaguer S.L."

- Dos canciones nuevas de Sabina y su primo, cansados

Escúchense aquí y aquí.

viernes, 2 de diciembre de 2011

Arte social en La casa del barrio de Carabanchel



Hoy se inaugura la exposición multidisciplinar Arte social en La casa del barrio de Carabanchel (Madrid). Incluye un audiovisual con las fotos y los textos del libro El Tubo. Memoria de un abandono, de Miguel Lizana y Antonio Tausiet.

Más información
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...